¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿Qué debes hacer si tu gato come naranjas?

 

 

 


Índice

  1. ¿Pueden los gatos comer naranjas?
  2. ¿Son las naranjas seguras para los gatos?
  3. ¿Cómo pueden las naranjas ser tóxicas para los gatos?
  4. Efectos secundarios de las naranjas para gatos
  5. ¿Qué hacer si tu gato come naranjas?
    1. Cómo tratar la toxicidad de los cítricos
  6. Pensamientos finales
  7. Preguntas frecuentes
  8. ¿Las naranjas son seguras para que las coman los gatos?
  9. ¿A los gatos les gustan las naranjas?
  10. ¿Qué pasa si un gato se come una naranja?
  11. ¿Qué frutas pueden comer los gatos?

/a

 

¿Pueden los gatos comer naranjas?

¿Pueden los gatos comer naranjas? Apostamos a que tu amigo felino sigue mirándote mientras masticas esta jugosa delicia. Entonces, quizás tengas curiosidad por saber si estas frutas dulces y nutritivas que tanto amamos los humanos son seguras para que las consuma tu gato.

Sorprendentemente, si bien las naranjas son saludables y seguras para el consumo humano, no ocurre lo mismo con nuestros amigos felinos.

Las naranjas huelen y saben bien y son una rica fuente de vitamina C y otros nutrientes. Sin embargo, a los gatos no les gusta mucho el olor de las naranjas y también pueden producir vitamina C para satisfacer las necesidades de su cuerpo.

Además, los gatos no deben ser alimentados con naranja porque ciertas partes de este cítrico (cáscaras, semillas, hojas), incluidos sus aceites esenciales, son tóxicas para los gatos.

Si bien la pulpa de la naranja no es dañina para los gatos cuando se toma con moderación, aún puede ser difícil separarla de otras partes y/o compuestos dañinos.

Por tanto, el riesgo de contaminación cruzada, que puede provocar enfermedades, sigue siendo alto. En consecuencia, es mejor no darle naranjas a tu gato solo para estar seguro.

 

¿Son las naranjas seguras para los gatos?

No, las naranjas no son seguras para los gatos ya que contienen aceites esenciales y psoralenos que son tóxicos para los gatos. Además, el ácido cítrico presente en las naranjas puede provocar irritación estomacal en los gatos y el aceite esencial puede provocar problemas en su sistema nervioso central.

Y como se mencionó anteriormente, los gatos no necesitan la vitamina C añadida de las naranjas, ya que sus cuerpos ya pueden producir dicha vitamina y cualquier exceso se excreta de sus cuerpos en forma de oxalato.

Por lo tanto, si va a introducir más vitamina C en su sistema, existe una alta probabilidad de que su gato desarrolle una acumulación de cálculos de oxalato de calcio en su tracto urinario que luego puede causar infecciones del tracto urinario.

Además, dado que los gatos son carnívoros obligados , les resultaría difícil adaptarse a la dieta humana, que se compone principalmente de carne, frutas y verduras.

Los gatos podrían prosperar comiendo carne animal todo el día, ya que obtienen todos los nutrientes que necesitan de la carne y sus cuerpos no están acostumbrados a procesar frutas y verduras.

Como era de esperar, si alimenta a su gato con naranjas, puede sufrir estreñimiento, diarrea y vómitos mientras su cuerpo lucha por digerir las naranjas.

Además, estas frutas simplemente ocuparían espacio dentro del pequeño estómago de su gato, que podría haberse utilizado mejor para alimentos que pueda procesar y de los que pueda beneficiarse. Las naranjas son como calorías vacías para tus gatos que hacen más daño que bien.

¿Cómo pueden las naranjas ser tóxicas para los gatos?

Para los dueños de gatos que aman las naranjas y que juran por los beneficios de estas frutas para su salud, es algo difícil asimilar el hecho de que las naranjas son tóxicas para los gatos . Pero como dicen, es lo que es, así que sólo tenemos que aceptarlo y seguir adelante.

Sin embargo, solo para responder las preguntas que rondan por tu mente, las naranjas son tóxicas para los gatos principalmente debido a los aceites esenciales que se encuentran en sus cáscaras. Estos aceites incluyen:

  • D-limoneno
  • Linalol
  • Psoralenos

La Sociedad Estadounidense para la Prevención de la Crueldad contra los Animales (ASPCA) enumera estos compuestos como tóxicos para los felinos. Los perros y los caballos también pueden ser víctimas de estas sustancias nocivas, pero los gatos son los más susceptibles por las siguientes razones: Health Tips

  • Cómo los gatos digieren compuestos específicos, especialmente los de la familia de los fenoles
  • Los gatos son más pequeños que otros animales.
  • Los gatos se acicalan lamiendo su pelaje, lo que aumenta sus posibilidades de ingerir fenoles

Los fenoles son útiles para los humanos y también ayudan a repeler la radiación ultravioleta y los parásitos. Sin embargo, los gatos no pueden procesar compuestos fenólicos. Por lo tanto, los fenoles podrían acumularse dentro del hígado de un gato hasta alcanzar un cierto nivel que podría ser letal para los gatos.

Además de las naranjas, los gatos también pueden estar expuestos a los fenoles a través de bolitas de pino o arena sanitaria para gatos hecha de pino.

 

Los dueños de mascotas con experiencia son bastante conscientes de que la corteza de pino contiene un alto nivel de fenol , que es perjudicial para los gatos. El uso de bolitas de pino puede provocar erupciones cutáneas, debilidad corporal y daño hepático.

Efectos secundarios de las naranjas para gatos

Las reacciones comunes de los gatos después de comer una rodaja de naranja incluyen vómitos y diarrea. También hay casos en los que los gatos desarrollan depresión por comer naranjas. Tu gatito también puede experimentar fotosensibilidad al comer naranjas y puede lastimarse.

Además, cuando una parte de la naranja entra en contacto con la piel de tu gato, puede provocarle dermatitis alérgica. Puede resultar complicado diagnosticar esta afección, ya que un gato puede presentar síntomas diferentes a los de otro.

Sin embargo, las formas más comunes en que se manifiesta son a través de picazón excesiva y caída del cabello.

¿Qué hacer si tu gato come naranjas?

Los gatos pueden responder de manera diferente después de comer una naranja. Es posible que algunos no muestren ningún síntoma, mientras que algunos gatos pueden presentar síntomas de toxicidad por naranja incluso si solo comieron una pequeña rodaja de naranja.

Esto es especialmente cierto si los gatos consumen la cáscara que contiene la mayor cantidad de aceites esenciales tóxicos.

Los síntomas de intoxicación por naranja a los que hay que estar atento incluyen:

  • Vómitos
  • Diarrea
  • babeando
  • Letargo

Si sospechas que tu gato ha consumido naranjas, obsérvalo durante las próximas 24 horas. Llame a su veterinario de inmediato si nota alguno de los síntomas anteriores.

Por el momento, no existen pruebas definitivas de toxicidad de la naranja en gatos. Por lo tanto, su veterinario confiará en la información que usted le proporcione.

Cómo tratar la toxicidad de los cítricos

Si la piel de su gato estuvo expuesta a los compuestos dañinos de las naranjas, es posible que trate la dermatitis alérgica de su gato con un baño para eliminar las toxinas de su piel y pelaje. También puede recetarle un corticosteroide tópico para aliviar las áreas de la piel inflamadas y con picazón.

Si su gato comió naranjas, su veterinario puede inducirle el vómito alimentándolo con una solución de peróxido de hidrógeno. A esto le sigue el carbón activado que podría unir las toxinas del interior y liberarlas del cuerpo.

Pensamientos finales

Aunque es poco probable que los gatos desarrollen una toxicidad que justifique una intervención médica inmediata, no podemos restar importancia a la situación a la ligera.

También debes evitar darle a tu gato limones y otras frutas cítricas, ya que también contienen sustancias tóxicas como aceites esenciales y psoralenos.

Si buscas una alternativa segura pero saludable a las naranjas, puedes darle a tu gato pequeños trozos de manzana o plátano rico en potasio como premio.

Además, tu gato también odia las naranjas, y es probable que incluso se disuada una vez que sienta una pizca de ralladura de naranja en el aire.

Preguntas frecuentes

¿Las naranjas son seguras para que las coman los gatos?

La respuesta corta es: no, ya que las naranjas, como todos los cítricos, son tóxicas para los gatos.

¿A los gatos les gustan las naranjas?

Al igual que sus homólogos caninos, los gatos odian las naranjas, los limones, las limas y cosas por el estilo. Algunos repelentes de gatos incluso utilizan estos olores para ayudar a mantenerlos alejados.

¿Qué pasa si un gato se come una naranja?

Los aceites esenciales que contienen las naranjas son tóxicos para los gatos, por lo que definitivamente conviene evitarlos. Un gato que come una naranja puede sufrir un caso muy grave de diarrea. También pueden comenzar a vomitar, debido al ácido cítrico de las naranjas que les produce malestar estomacal.

¿Qué frutas pueden comer los gatos?

Manzanas, plátanos, arándanos, fresas y sandías sin semillas son algunos”.


Publicaciones Relacionadas:

  1. ¿Pueden los gatos comer pan? ¿Es seguro para ellos?
  2. Guía esencial de nutrición felina
  3. 5 razones para esterilizar o castrar a tu mascota
  4. ¿Pueden los gatos llorar? ¿Ellos también sufren depresión? ¡Descúbrelo aquí!

¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿Qué debes hacer si tu gato come naranjas?

¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿Qué debes hacer si tu gato come naranjas?

Índice ¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿So

gatos2

es

https://comportamientofelino.es/static/images/gatos2-pueden-los-gatos-comer-naranjasja-que-debes-hacer-si-tu-gato-come-naranjasja-2322-0.jpg

2024-01-22

 

¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿Qué debes hacer si tu gato come naranjas?
¿Pueden los gatos comer naranjas? ¿Qué debes hacer si tu gato come naranjas?

Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Top 20